Autoestima, No sin ti

La autoestima es un término multitudinariamente empleado, referido a la concepción y consideración que uno tiene de sí mismo. Lo cierto es que cada vez más personas manifiestan sufrir por tener una autoestima baja, es decir, no quererse a sí mismos, tener sentimientos de incompetencia, insatisfacción general con la propia identidad o imagen y un autodiálogo negativista o destructivo. En la actualidad y cada vez más, estamos constantemente recibiendo información de distinta naturaleza no sólo mediante otras personas sino a través de los medios de comunicación, redes sociales, aplicaciones, publicidad… Una interpretación distorsionada o sesgada de toda esta información unida a una vulnerabilidad derivada de experiencias previas puede ir en detrimento de la autoestima y el autoconcepto, lo que a su vez traerá problemas psicológicos, fundamentalmente emocionales y de comportamiento.

Componentes de la autoestima

Componente Cognitivo: Lo que pensamos acerca de nosotros mismos. Incluye la opinión, ideas y creencias que se tiene de la propia personalidad de la conducta y de uno mismo. Las distorsiones cognitivas que cometemos: personalización, razonamiento emocional, pseudo responsabilidad, autoexigencia patológica, son percepciones erróneas o confusas que realizamos sobre nosotros mismos o sobre el comportamiento de los demás

Componente Afectivo: Juicio elaborado sobre lo que sentimos, cualidades personales, la respuesta afectiva ante la percepción de uno mismo.

Componente Conductual: Lo que hacemos, nuestra decisión e intención de actuar.

Causas de una baja autoestima

Los problemas de autoestima generalmente se arrastran desde la niñez, aunque a veces aparecen en la adolescencia o en la juventud, cuando comenzamos a compararnos con los demás y creemos que no estamos a su altura.

  1. La desaprobación de las figuras de autoridad.
  2. Sentir fracaso a la hora de cumplir con las expectativas de las personas de referencia
  3. Padres poco afectuosos.
  4. Educación sobreprotectora.
  5. Los abusos físicos, sexuales y emocionales
  6. Haber sufrido acoso: Bullying.
  7. Sufrir la pérdida de un ser querido.
  8. Afrontar situaciones de desempleo o condiciones laborales precarias.
  9. Verse empujado por la presión social para seguir determinadas normas.
  10. Padecer enfermedades limitantes en las actividades cotidianas
  11. Padecer exclusión social.

Consecuencias de una baja autoestima

Se ha comprobado que una autoestima baja tiene fuertes repercusiones en diversas esferas vitales, incluso en todas. No quererse a uno mismo es un factor predisponente para entrar en distintas problemáticas:

  1. La necesidad de aceptación
  2. La falta de confianza en uno mismo
  3. La forma en que nos tratamos, y a veces maltratamos, cuando comentemos un error
  4. Un diálogo interior dañino
  5. Entrar en relaciones interpersonales tóxicas
  6. Bajo rendimiento académico/laboral
  7. Bajo estado de ánimo
  8. Dificultad en la toma de decisiones,
  9. Baja eficacia en la solución de problemas…etc.
  10. Autolesiones

Todos estos problemas podrían no remitir con el tiempo, sino empeorar hasta provocar conflictos mayores con difícil solución. Si conseguimos respetarnos a nosotros mismos, querernos y priorizarnos, comenzaremos a percibir cómo nuestro estado de ánimo y nuestra actitud ante la vida cambia, y con ella, la interacción con el entorno, lo que reporta gran satisfacción y bienestar.

Desde Codex Psicología nos gustaría que no se perdiese de vista la importancia de esta temática dada su relevancia a nivel clínico. A través de distintos tipos de terapias psicológicas de primera elección, siempre individualizadas y ajustadas al individuo que demanda el servicio, ponemos solución a estos problemas desde la raíz, pero aplicando técnicas que contribuyen a subsanar las dificultades del día a día. El objetivo es lograr que cada persona se sienta cómoda consigo misma y con todas las herramientas necesarias para afrontar las adversidades de la vida cotidiana.

Codex Psicología

Psicólogos Vigo y Ourense

Este contenido tiene un objetivo meramente informativo. Si sientes que necesitas ayuda solicita una consulta con un profesional.

Artículo documentado por:

Concepción Cendón Dacosta

Concepción Cendón Dacosta

Concepción Cendón es Directora y fundadora de los centros “Codex Psicología y Codex Formación” con una trayectoria de 20 años de experiencia. Es Licenciada en Psicología, especialista en Psicología Clínica y de la Salud y con formación en Psicología Jurídica (Nº 3026 del Colegio Oficial de Psicólogos de Galicia). Es miembro del Listado Oficial de Peritos psicólogos para la administración de justicia en los ámbitos del derecho civil y penal y también del Equipo de Intervención Psicológica en los casos de Adopción Internacional, del Colegio Oficial de Psicólogos de Galicia. Su pasión y vocación por la psicología le ha llevado a especializarse en diferentes ámbitos como, intervención en crisis, duelo patológico, altas capacidades intelectuales o neuropsicología, y a estar formándose y actualizándose constantemente en diversas teorías y técnicas psicológicas como terapia cognitivo-conductual, terapias de tercera generación y terapia con realidad virtual.

El maltrato psicológico la violencia invisible

¿Qué se considera maltrato psicológico? El Maltrato Psicológico, también denominado violencia emocional o violencia invisible, es un tipo de violencia que puede entenderse como “cualquier conducta, física o verbal, activa o pasiva, que atenta contra la integridad...

La personalidad como un continuo de lo normal a lo patológico

¿Qué es la personalidad? La personalidad se concibe actualmente como un patrón complejo de rasgos psicológicos en su mayor parte profundamente arraigados, inconscientes, automatizados o estables. Por lo tanto, podríamos definir la Personalidad como aquello que de...

3 tips para practicar la asertividad

Qué es la asertividad El concepto de asertividad hace referencia a la capacidad para expresar nuestras emociones libremente y defender nuestros derechos e intereses de manera adecuada, sin agredir ni permitir que nos agredan. Ser asertivo te permite mantener una...